La calidez de la obra de Flora Goldberg

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Aline Torres | InfOriente

Tres años de enfermedad –problemas en las rodillas y en la cadera, afecciones en huesos, trombosis, derrames y operaciones– llevaron a la artista Flora Goldberg a dejar de lado el grabado, el óleo, las pinturas y los lienzos para buscar una nueva forma de creación: el tallado de madera.

El resultado de su nuevo camino creativo se expone en el auditorio del museo del Centro Cultural Mexiquense Bicentenario (CCMB). Son 24 esculturas  talladas en árboles vivos y muertos entre los que figuran cedro rojo y blanco, caoba, nogal y ceiba, reunidas en la muestra Bosque Humano.

La constante es la carencia de rostros. “No me interesa que el público diga que se parecen a nadie. Son caras universales, no existen”.

La mayoría de las piezas son representaciones femeninas, mujeres embarazadas. “La maternidad fue un periodo muy importante para mí,  el  ver como día a día mis hijos crecían y aprendían a vivir en este mundo fue una época maravillosa, un período mágico y milagroso, por eso la maternidad es un tema constante en mi obra”.

La artista reconoce que en todo su trabajo se repiten los abrazos, los desnudos y la maternidad, pero en el caso de la madera, dice, “tienen otro tipo de vida, más calidez”.

Asegura que las figuras ya están presentes en los trozos de madera, “como decía Leonardo (Da Vinci) sólo le quito lo que sobra”.

Sobre Flora Goldberg. Nació en París, Francia, el 8 de abril de 1935. A raíz de la invasión de los nazis a Francia en la Segunda Guerra Mundial en 1942, a sus 7 años huye con su madre a México, país que adopta como suyo y en el cual radica desde entonces.

Su padre tenía amistad con Diego Rivera, al cual le presentó la obra en acuarela, que Flora pintó a los 19 años. El muralista reconoció el talento de Goldberg y la invitó a formar parte de sus discípulos. Diego Rivera le inyectó tal pasión por la pintura que decidió dejar la carrera de Química por la pintura.

Ha llevado a cabo más de medio centenar de exposiciones individuales, tanto en México como en el resto de América y Europa. También ha participado en más de 50 muestras colectivas en territorio nacional y el extranjero.

* Bosque Humano permanecerá en el CCMB hasta el 8 de abril y la entrada es gratuita

1 comentario

Un pensamiento en “La calidez de la obra de Flora Goldberg

  1. Pablo Rudomín

    Muy bella exposición y su presentación también

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: